Usted está en:
Portada Internacional Ruta París Roubaix 2011

      

París Roubaix 2011 PDF Imprimir E-mail
Escrito por José Payome Corresponsal en Europa.   

Un triunfo para el belga Summeren


La París Roubaix, conocida también como “el infierno del norte” cumplió este año con su 109° versión, disputada entre la ciudad de Compiegne y el velódromo André Petrieux, en Roubaix.

En esta ocasión fueron 258 kilómetros que incluían veintisiete tramos en terreno de pavé cuya sumatoria alcanzó los 51,5 km.

La carrera contó con la participación de 18 equipos Pro Tour y 7 de categoría Profesional Continental, conformados cada uno por un máximo de ocho corredores para un gran total en la línea de partida de 197, muy cerca del límite permitido de 200 para carreras de índole profesional.

La competencia partió con el favoritismo de Fabian Cancellara (ganador en 2006 y 2010), Tom Bonnen (2005,2008 y 2009), Stuart O´Grady (2007) y del Campeón Mundial Thor Hushovd (tercero en 2009 y segundo en 2010).

La más dura de las Clásicas de Primavera se desarrolló en un día seco y parcialmente soleado, factor éste que no fue impedimento para que se presentasen caídas que dejaron muchos damnificados, entre ellos a Tom Bonnen quien tuvo que abandonar.


En los primeros cien kilómetros de carrera los intentos de fuga no fructificaron pero, posteriormente, se conformó un gran grupo de avanzada en el cual figuraban, entre otros, Martin Elmiger, Nelson Oliveira, David Boucher, Marteen Tjallingi, David Veilleux y Johan Van Summeren.

A 50 kilómetros de meta el grupo de escapados era conformado por cerca de treinta unidades. Atrás se mantenía un deficiente trabajo de persecución a cargo de los “consentidos de la carrera” quienes no lograron ponerse de acuerdo en unir esfuerzos para dar final a la fuga. Ellos eran Cancellara, Hushovd y Ballan.

Sin embargo, la diferencia era de sólo 35 segundos faltando dieciséis kilómetros para la llegada. El equipo Garmin Cervelo contaba con un As bajo su manga, pues tenía a Summeren adelante y a Hushovd en el lote perseguidor, lo cual determinó su estrategia de carrera.

El belga Johan Van Summeren, un ciclista gregario de 30 años y casi dos metros de altura, se presentó solitario al velódromo de Roubaix, aprovechando la falta de entendimiento en la persecución. Entre tanto Fabian Cancellara, ganador en 2010, tuvo que conformarse con el segundo lugar, a una diferencia de 18 segundos, encabezando un diezmado grupo perseguidor.

Leonardo Duque, del equipo francés Cofidis, fue el único colombiano presente en la prueba, haciendo su arribo a una diferencia de 10´10” en el puesto 54, justamente en la mitad de la clasificación, teniendo en cuenta que sólo terminaron 108 ciclistas.